10 CONSEJOS PRÁCTICOS para acogerse a la Ley de la Segunda Oportunidad

La Ley de la Segunda Oportunidad es una nueva regulación que se introdujo en 2015 mediante la que se reformó la Ley Concursal para permitir que personas físicas, empresarios y no empresarios, pudieran, una vez liquidados todos sus bienes en el procedimiento concursal, obtener el beneficio del perdón judicial o exoneración de las deudas no satisfechas.

Después de casi tres años de aplicación estamos en disposición de ofrecer 10 CONSEJOS para poder lograr la ansiada SEGUNDA OPORTUNIDAD:

1)  Infórmese a través de varios asesores. Resulta algo básico para cualquier decisión importante. Pero es esencial tratándose de un proceso legal y complejo como es el de Segunda Oportunidad. Existen varias páginas web de abogados y economistas, algunas de ellas, como www.2chance.es, que ofrece un primer asesoramiento gratuito.

2) Contrate a buenos profesionales. Como es un proceso legal complejo, es absolutamente trascendental que contrate a unos buenos abogados y/o economistas que, como 2CHANCE, tienen varios años de experiencia en la aplicación de la Ley Concursal. Debe tener en cuenta que, con ocasión de la Ley de Segunda Oportunidad, han surgido algunos asesores y páginas webs que buscan una contratación en masa, más que un asesoramiento integral y especializado.

3) No financie el proceso, ni acepte nuevas tarjetas de crédito-débito. Quien no puede pagar sus deudas y está en situación de insolvencia no puede endeudarse más obteniendo financiación para pagar a los asesores (abogados o economistas) que le tramiten el proceso y al Mediador-Administrador Concursal. Es perfectamente legal que se pueda fraccionar el pago de los honorarios, como con 2CHANCE, a razón de una pequeña cantidad al mes. Pero no es aceptable que un prestamista o la propia asesoría le financie el proceso (a veces con intereses) o le otorgue tarjetas de crédito-débito para hacer pagos o cobrar la nómina. Estas conductas podrían ser consideradas por el Juez del Concurso como un pago excesivo, una agravación de la insolvencia o un beneficio en favor del asesor o abogado que le lleve el proceso y un perjuicio para los acreedores. Y puede encontrarse con un problema en el concurso. Seguramente al Mediador- Administrador Concursal tampoco le gustará saber que se han realizado este tipo de prácticas.

4) Diga toda la verdad sobre sus bienes y sobre sus deudas. La Ley Concursal es muy clara al respecto: No se pueden cometer inexactitudes graves con la documentación y los datos que se aportan al proceso, sea Acuerdo Extrajudicial de Pagos o sea el Concurso de Acreedores. Una inexactitud grave puede conllevar que el concurso de acreedores sea calificado por el Administrador Concursal y luego por el Juez como culpable y con una calificación culpable del concurso nunca se obtiene la exoneración de las deudas.

5) Tenga una buena dosis de paciencia. El proceso, en una situación normal, no debería durar más de un año. Sin embargo, es cierto que el sistema de Segunda Oportunidad todavía no está funcionando como debiera. Falta experiencia por parte de algunos Notarios a la hora de iniciar y tramitar el expediente y cuando se inicia el concurso de acreedores, existen Juzgados que se encuentran bastante colapsados y les cuesta tramitar un procedimiento que para alguno de ellos también puede resultar una novedad.

6) Mantenga una posición activa en todo el proceso. Una de las cosas buenas que tiene el sistema español de Segunda Oportunidad es que la mayoría de los trámites y la preparación del proceso las puede realizar el propio interesado, siempre debidamente asesorado. De hecho es conveniente que así  lo haga, desde un punto de vista económico, dado que se puede ahorrar los costes de contratar profesionales como son un Gestor o un Procurador. También es cierto que en algunas ocasiones y respecto de algunos Juzgados, puede ser conveniente contratar los servicios de un Procurador, que son los profesionales que tienen una relación directa y diaria con los Juzgados y pueden lograr que el proceso vaya más rápido.

7) Dedique tiempo a preparar la documentación. Probablemente la fase más importante para que el proceso sea más rápido y fluido es la inicial de preparar la documentación necesaria. Ni el Mediador-Administrador Concursal ni el Abogado pueden hacer bien su trabajo si no tienen la documentación adecuada. Es importante que el deudor tome su tiempo en buscar la documentación relativa a los acreedores, que obtenga documentos de las deudas procedentes del ASNEF, de CIRBE, de las entidades bancarias, de los prestamistas on line, de la AEAT o de la TGSS. etc.

8) Mantenga una buena relación con el Mediador Concursal. El Mediador Concursal, que en el 90% de los casos será también la persona que ejerza en el concurso como Administrador Concursal, tiene un rol determinante para que el proceso de Segunda Oportunidad llegue a buen puerto. Cuide siempre su relación con esta persona. Ud. ha de estar siempre a su disposición para cualquier aclaración, para aportarle más documentación, mantener reuniones etc.

9) Colabore permanentemente con el Administrador Concursal. También durante la fase de concurso ha de existir una plena colaboración con este profesional. Hay que tener siempre en cuenta que una falta de colaboración, que pueda entenderse como grave, se puede considerar como una causa de culpabilidad del concurso. Y si el concurso se califica como culpable, entonces falta uno de los requisitos esenciales para poder acogerse a la ley de la segunda oportunidad.

10) Consulte con su asesor cualquier decisión que pueda afectar a su patrimonio. Una vez que contrate a sus abogados y/o economistas para el proceso (como 2 CHANCE) es importante que no tome decisiones que puedan afectar a su patrimonio de manera importante sin consultar con su abogado-economista asesor. Incluso en algunas ocasiones las decisiones han de tomarse una vez que se ha nombrado al Mediador Concursal pues puede ser conveniente consultar también a este profesional.

En 2CHANCE seguiremos dedicados a ofrecer un buen servicio para que el proceso de Segunda Oportunidad resulte un éxito para nuestros clientes.